ONDAS DE CHOQUE

Son Ondas acústicas de alta presión y energía que favorecen cambios biológicos-fisiológicos para la recuperación de tejidos lesionados y dañados. Se usan con gran éxito en patologías musculo-esqueléticas como las fascitis-fasciosis plantares y tendinopatías calcificantes, actualemente también se utilizan en hernias discales para producir un efecto bioestimulador.

Sus efectos ya se notan a los pocos días de la primera sesión y suelen necesitarse entre 3 y 8 sesiones de tratamiento.

Indicaciones:

  • TENDINITIS CALCIFICANTE, TENDINITIS, TENDINOSIS (epicondilitis, hombro, rotuliana, aquilea, Hglund).
  • TROCANTERITIS, FASCITIS/FASCIOSIS, ESPOLÓN CALCANEO.
  • FIBROSIS
  • NECROSIS AVASCULARES.

en nuestro blog puedes consultar más información sobre esta técnica