Tratamientos más Efectivos en Calcificación de Hombro

La tendinitis calcificante de hombro o calcificación de hombro comúnmente conocida, es una causa frecuente de dolor de hombro en pacientes entre los 40 y los 50 años, sin ningún desencadenante conocido. Afecta algo más a las mujeres que a los hombres, y también suele darse más en el brazo dominante.

Básicamente esta patología es la tendencia al endurecimiento de una parte blanda por una sustancia cálcica. Cuando existe calcificación, esta se encuentra en el interior del tendón del músculo supraespino.

Entre los síntomas más comunes solemos encontrar dolor agudo, tanto al movimiento como en reposo, así como la limitación de los movimientos propios del hombro. Aun así, a veces puede ser asintomático, sobre todo si la calcificación es aún pequeña, evidenciándose sólo por radiografía y ecografía

¿QUÉ LO ORIGINA?

Sus causas pueden ser varias, desde envejecimiento del tendón por su proceso degenerativo natural hasta por déficits en la eliminación de tóxicos. Aunque la que más se suele dar es la inflamación producida por movimientos repetitivos que van produciendo un choque del tendón contra el segmento óseo.

¿QUÉ TRATAMIENTO ES EL MÁS EFICAZ?

El tratamiento más efectivo y con el que solemos obtener mejores resultados en calcificaciones es la combinación de varias técnicas en fisioterapia, pero principalmente utilizando las Ondas de Choque y la Electrólisis Percutánea (EPI).

La terapia de las Ondas de Choque actúa a partir de varios mecanismos, con ella no solo se rompen las calcificaciones en el tejido, sino que provoca también un aumento del flujo sanguíneo en el área, una estimulación del mecanismo de regeneración que ayuda a la reabsorción del calcio y una disminución de las señales de sensibilidad dolorosa que los nervios están enviando constantemente a nuestro cerebro. Asimismo, actúa inhibiendo los Puntos Gatillos Miofasciales (PGM) produciendo una disminución de la sensación de rigidez y del dolor.

ondas de choque hombro

También contamos con la Electrólisis Percutánea (EPI). Esta se trata de una técnica revolucionaria para el tratamiento de tendinopatías, efectiva y de rápida aplicación. Con ella conseguimos acortar los tiempos de recuperación del paciente a partir de la aplicación de microcorrientes a través de una aguja de acupuntura insertada justo en el tejido afectado. De esta manera, lo que conseguimos es acceder directamente al tejido dañado e inducir su regeneración y auto-recuperación.

tratamiento con epi en supraespinoso

Con la Electrólisis logramos la reparación del tendón y la recuperación inmediata con una alta efectividad respecto a otros tratamientos convencionales. Otro beneficio de su abordaje es la baja frecuencia de recaídas que supone para el deportista.

Tras varias sesiones, las calcificaciones van desapareciendo y, consecuentemente también desaparece la limitación al movimiento y el dolor e inflamación.

Por todo ello, tanto deportistas como la población en general encontraréis en esta técnica terapéutica una excelente manera de acelerar la recuperación de lesiones tendinosas y musculares con garantías.